Saltar al contenido
ABC21 – Fundació Catalana Síndrome de Down

Sinusitis

La sinusitis consiste en la inflamación, generalmente debida a una infección bacteriana, de la mucosa que recubre internamente los senos paranasales (espacios llenos de aire alrededor de las fosas nasales).

Consideraciones generales. La sinusitis se debe con frecuencia a una rinitis complicada o sobreinfectada por un germen agresivo. El niño presenta mucosidad importante por las fosas nasales, verdosa o amarillenta y fétida, con frecuencia bilateral (en niños) pero también puede ser de predominio unilateral (en jóvenes y adultos), asociada a dolor de cabeza o alrededor de los ojos y fiebre. La alergia respiratoria puede favorecer su aparición.

Síndrome de Down

En el síndrome de Down, la sinusitis no es especialmente frecuente, aunque el reducido tamaño de las fosas nasales puede dificultar su curación. La presencia habitual de mucosidad en la primera infancia puede enmascarar el proceso.

Signos de alerta

En ocasiones es difícil  diferenciar una sinusitis de una rinitis, un catarro o una adenoiditis. La presencia de fiebre persistente y dolor de cabeza, junto con la mucosidad purulenta, suelen ser los signos más fiables para el diagnóstico, aunque la certeza nos la dará una exploración radiográfica craneal.

Orientaciones preventivo-terapéuticas

Para la prevención de una sinusitis es necesario tratar los catarros y rinitis, aunque sea únicamente atenuando los síntomas. Pueden ser útiles descongestionantes nasales y antihistamínicos (ver Rinitis) y sobre todo, lavados con suero fisiológico en los más pequeños. Una vez instaurada, el tratamiento es básicamente antibiótico, aunque no hay que descuidar el proceso inflamatorio, el dolor, la mucosidad excesiva y la posible fiebre, que precisarán con frecuencia tratamientos adicionales.

Ir arriba